viernes, 2 de noviembre de 2007

Días de fiesta

Hoy no trabajo en la resi. Hago el puente. Me hubiera gustado irme a haraganear por la montaña, abandonarme tirada encima de un verde prado sin hacer absolutamente nada o pasearme entre los árboles y al anochecer, sentarme frente al fuego y dejarme hipnotizar por él hasta caer dormida.

Y no. Aquí estoy frente al ordenador en mi casa. Las causas??

  1. Ayer fue el cumpleaños de mi mamá. 81 años muy bien llevados. Nos reunimos toda la familia en su casa. Cita ineludible.
  2. Mi casa está hecha una absoluta guarrada, una pocilga. Aunque suene a justificación, que lo es, trabajo cada día 9 horas y al acabar lo tengo todo por hacer en casa: compra, cenas, ropa, limpieza, etc. con mis dos hijos. Ya son mayorcitos y muchas veces me dicen: bueno Ana, ya son mayores, no deberían darte tanto trabajo. Craso error. No sólo las tareas de casa son mayores por ser 3 personas, digamos que todas adultas, sino que además necesitan de mi atención a otros niveles, a veces sólo mi presencia y otras más que eso.
  3. En dos meses acabo mi formación de psicoterapeuta y el fin de semana que viene tengo que presentar una memoria que recoja mi evolución y mis aprendizajes en estos 3 últimos años. Y no es cosa de decidir: venga, me pongo y relleno 15 folios... no. Es una especie de autobiografía emocional y necesito sentir que conecto conmigo misma para escribir desde las tripas y no desde el coco.
  4. El día 17 de este mes mi hijo cumplirá 18 años y quiero hacerle un power point de su vida, desde que nació hasta ahora. Como todas las fotos de cuando era pequeño están en papel, las quiero escanear y eso me llevará tiempo. Si no empiezo durante estos días de fiesta, no me dará tiempo.

O sea que.... estoy estresada!!! y aún no he empezado!!

Es parte de una actitud mía muy arraigada: cuantas más cosas tengo por hacer, más me bloqueo y más tiempo pierdo en chorradas y en actividades que no son las que quiero hacer, escabulléndome de lo que es importante.

Me he despertado bastante temprano, he entrado aquí en el blog a escribir esto, como para darme ánimos y afrontar mis tareas con alegría. Porque si de todas maneras las voy a hacer, voy a intentar disfrutarlas al máximo.

20 comentarios:

Mariano dijo...

Yo sí estoy trabajando. Bueno, al menos he fichado, que no es poco.
Me parece que todas las razones que te mantienen alejada de un buen paseo por la montaña tienen mucho peso, aisladas y en conjunto.
Y, excepto lo de ordenar la casa, e incluso eso, me da a mí que te va a proporcionar satisfaciones.
Besitos/azos.

Vilo dijo...

Coge toda la energía, el ánimo, y las vibraciones positivas que necesites de mí, amiga. Pa que te ayuden a sacar todo eso adelante, venga...

V.

MonikaMDQ dijo...

Hola An,sabés que a mi me pasa lo mismo, digo, cuando mas cosas tengo que hacer me detengo en hacer otras cosas no importantes. Supongo que ha de ser algo normal en los seres humanos.
Sobre tu "strés" es normal cuando tenés tanto en mente, pero tranqui que saldrás airosa, te mando fuerzas y energías igual que vilo.
Que tengas un exelente fin de semana!
besotes
PD: un saludote a tu má por los 81!

Desesperada dijo...

verás cómo te da tiempo, Ana. Un bico de apoyo.

Ana dijo...

Mariano: ya ves, ya estamos a domingo! Los días de fiesta pasan volando y ya ni me acuerdo del viernes....

Vilo: gracias amigo, he llegado hasta donde he podido!!

Monik:No sé si eso es característico de la raza humana o sólo de algunos... me inclino por lo último. Conozco gente que son como máquinas: cuando tienen cosas por hacer, las hacen y punto! Qué envidia... jeje....

Des: he llegado a "casi" todo... jajajaja, me falta el casi....:-(

Un beso a todos y gracias

miroslav panciutti dijo...

Yo también tengo tantísimas cosas que hacer. La cas, al igual que la tuya, una cochinada; mútliples tareas pendientes que dejo que vayan creciendo, y una cita el día 13 a la cual he de llegar preparado (y todsavía no he empezado). Así que, si esto es una nota característica de un tipo de personas, estoy en ese grupo. Un beso.

Jordi dijo...

A lo mejor, en estos momentos, la activiad más importante para ti era la de irte a haraganear a la montaña.

La interrogación dijo...

Pues yo también te doy ánimos para que te dé tiempo y tengas energía para hacer todas esas cosas.
El 17 también es mi cumpleaños... qué bien.

Besos

Bito dijo...

El regalo a tu hijo me parece una maravilla...

caminante dijo...

Benditas las que -todavía- tenéis a vuestra mamá en la tierra. Nunca a una madre le pagamos lo que hace por nosotros. Los hijos siempre somos pequeños, siempre somos "mi niño" para una madre. Ya lo dcía el poeta: "A una madre se la quiere/ siempre con igual cariño/ y a cualquier edad se es niño/ ciando una madre se muere".
Tus hijos lo entenderán también.
Un fortísimo abrazo.

KITT dijo...

Felicidades a todos!!! Un beso Anita!

Viguetana dijo...

Espero que ya no estés estresada y los días de asueto te hayan cundido.

bonito regalo el que harás a tu hijo.
:-)

Petons

MonikaMDQ dijo...

Hola An...pasaba a dejarte saludos y besos y desearte que tengas una semana radiante pero tranquila ;)
Nos leemos!

Montse dijo...

Felicidades por el cumple de tú hijo, y bonito el regalo que has pensado en hacerle, te dará tiempo de hacerlo todo, que hs estudiado otra carrera?

Alan Murray dijo...

Ana: De alguna manera encuentro entretenido saber algo de ti y de tus cosas. Entiendo todo lo que dices, sobre todo lo de la haraganería y la pereza, ese es mi campo.
Eres sobre protectora con tus hijos? Pues no lo seas y dales algo de independencia, así, ellos te la darán a ti también. A los 18 yo vivía sólo y hablaba una vez por año con mi madre, luego las cosas se complicaron y volví con ella durante algunos años. Las cosas funcionaron muy bien, casi no nos hablábamos. Pruébalo.
Suerte con tus estudios y con la chorrada de tu hijo.
En cuanto pueda me haré un tiempo para continuar con nuestra correspondencia.

Espero hayas podido disfrutar la ausencia del olor a muerte que seguro ronda por los pasillos de la "resi".

Alan Murray

Ana dijo...

Alan Murray: NO soy sobreprotectora con mis hijos, al menos no en un entorno de cultura mediterránea. He intentado educar a mis hijos en la responsabilidad de ellos mismos, aunque reconozco que con mi hijo soy más sobreprotectora que con mi hija, que es más mayor. Hay una circunstancia que para mí es de mucho peso: el padre de mis hijos (creo que te lo he comentado en alguna ocasión) murió hace menos de dos años y mi hijo vivía con él. De todas maneras, leo y tomo nota de lo que me dices y lo tendré en cuenta. Cada familia es un mundo Alan Murray...

Ana dijo...

Gracias a todos por vuestros ánimos y comentarios.

Inte: me acordaré de tu cumpleaños... jeje.

tootels dijo...

llego bastante tarde a este post pero estoy seguro de que todo lo que te propones lo cinsigues, verdad?
besines

celebrador dijo...

¿Escabullirse ante un follón de trabajo con actividades paralelas e innecesarias?,pues no, no eres nada, pero nada de nada original

Ana dijo...

Tootels: suelo conseguirlo...jeje...aunque en esta ocasión me siento algo desbordada y la prueba es que no aparezco por aquí!! Besos

Celebrador: he tenido que mirar quién eres, bajo ese apodo no te reconocía!! Ya ves, nada original y me ahogo en un vaso de agua de cosas sin importancia!!!! ;-)