miércoles, 19 de septiembre de 2007

Confesiones mañaneras

Jo!! ayer intenté por dos veces colgar aquí un vídeo desde You tube y no ha aparecido. Me salió esa ventanita que me decía: en unos instantes aparecerá en su página.... y nada!! Tampoco logré colgar uno desde el icono tan mono que tenemos aquí encima. Y es que llevo unos días un poco perezosa y faltada de inspiración en eso de escribir y decidí colgar cosillas para ir superando la sequía literaria. Curiosamente, temas en mi experiencia del vivir cada día no me faltan, más bien, a ratos, me sobran y eso me bloquea.

Tengo un carácter profundamente emocional con tendencia a necesitar intensidad en cualquier cosa que hago, siento, pienso, imagino. Y eso, ahora lo sé, es una putada porque huyo de la rutina, de la cotidianeidad como de la peste. Si algo es "normalito", yo lo adorno con una gran profusión de elementos ajenos tipo bolas de Navidad, guirnaldas y elementos varios para creerme que es absolutamente extraordinario. Ala!! Navidad todo el año!! Lo alucinante es que esto lo he hecho durante casi toda mi vida sin darme cuenta y claro, al final me cansaba de tanta Navidad, sacaba los adornos y me encontraba con la cruda y dura realidad. No satisfecha con haberme creado una ilusión falsa, me enfadaba con el sujeto/objeto/situación por no ser como yo quería, en un acto de exigencia caprichosa e irresponsable y, directamente y sin miramientos, cortaba cabezas, eliminaba objetos y descartaba situaciones o experiencias.

Así he ido transitando por los años, en la inconsciencia de lo que se iba desarrollando en mi interior y me impedía disfrutar auténticamente de la vida. Toda esa insatisfacción era tapada por más adornos y pensamiento positivo (ggrrrr, eso del pensamiento positivo me pone de los nervios) para creerme que todo iba bien cuando en realidad todo era una mierda, mierda de la de verdad, podredumbre y descomposición interna que envenenaba mi sangre.

No, si voluntad yo ya le ponía. Le tengo que agradecer a ese comportamiento neurótico mío el haberme llevado hasta el momento en que decidí cambiar de vida y enfrentarme a las auténticas dificultades, a la vida real, tal cual. Fue duro, muy duro.... hasta que un amigo, casi sin yo querer, me guió hasta mi actual formación, la que acabo este año, en diciembre: la terapia Gestalt.

Acababa de acabar los estudios de trabajo social, que inicié tras separarme de mi marido e inicié la formación gestáltica.

Le debo a la gestalt mi libertad, en el sentido de que conocer, saber, darme cuenta de mis comportamientos neuróticos y por lo tanto poder ir rectificando la tendencia, no desde la mente, no desde el pensamiento, sino desde el interior, de forma holística y vivencial, experiencial, de cuerpo, mente y emociones, me hace libre. Poder darme cuenta de la cantidad de zonas oscuras que viven en mi interior cual okupas, sin mi conocimiento, que me llevan a actitudes compulsivas, a la repetición de patrones de conducta perjudiciales y a situaciones de bloqueo de mi vida me proporciona la opción de decidir. Darme cuenta de mi insatisfacción interna amagada tras una máscara de satisfacción total me permite empezar a invertir la tendencia. Un carácter orgulloso y narcisista (Tipo 2 social en el Eneagrama) como defensa ante la también insatisfacción de mi misma y mi incapacidad de asumir responsabilidades.

Descubrir eso en mí ha sido muy, muy doloroso, para que lo voy a negar...pero una vez reconocido, asumido, aceptado e integrado como parte de mí misma, sin rechazarlo y sin juzgarlo, poco a poco se va transmutando gracias al darme cuenta.

Y lo que queda aún por descubrir.....eso nunca se acaba.

Ayer fue un día raro. Yo me sentía muy rara y con mucho movimiento interno, incluso con mucha rabia, y a mi alrededor mucha gente se sentía igual: raro.

En el ámbito esotérico-espiritual, ayer fue un día importante: 18 Septiembre 2007 (9/9/9), que marca un salto cuántico.

http://es.wikipedia.org/wiki/Salto_cuántico
http://elsaltocuantico.blogspot.com/
http://www.formarse.com.ar/salud/ayurveda.htm

No sé si ésta es la razón de esa sensación extraña que muchos sentíamos ayer. Trabajo con terapias energéticas y estoy convencida de que todo está inter-relacionado entre sí, a modo de red, unidos por esa energía. El caso es que hoy me siento muy bien y puedo ver la vida y el mundo con otra mirada.

10 comentarios:

Desesperada dijo...

Yo ayer volví a kundalini yoga después de un año de parón. Así que noté toda la energía del universo concentrada en mí, ja ja ja. Coñas aparte, a mí me pasa un poco como a ti, adorno todo, busco más, me aburre lo cotidiano y jamás estoy satisfecha.

Viguetana dijo...

Bueno... No hace falta que comente como me encontraba yo ayer, ¿no?
¡ja ja ja ja!

Hoy me siento mejor, también.

Ana: te digo lo que ya te dije en mi blog. Cada día me caes mejor. Y cada día te admiro más.
A mí me llamaste valiente una vez. Pues creo que tú me superas con creces.
:-)

Luego pincho en los vínculos.

Petonets.

Mariano dijo...

Pues no sé si fue el 999 o mi dolor de muelas pero mi día de ayer también fue horroroso. El de hoy tampoco es que sea para tirar cohetes, pero huele diferente.
En cuanto a lo de ir descubriendo cosas de uno mismo, sólo los tontos y los vanidosos se niegan a hacerlo.
Besitos/azos.

KITT dijo...

Que grande eres Ana! transmites mucha energia positiva! Gracias! Besazo

PD: sobre el turntablismo, puedes buscar en las etiquetas de mi blog para ver un poco mas de este arte del Dj...

Ana dijo...

Des, me alegro mucho que hayas vuelto al yoga!!! wow!! toda la energía del universo!! jajajaja!! Es un buen día para re-comenzar... buen presagio!!!

Viguetana, uf, gracias por todo lo que me dices! Tú también me caes cada día mejor, cuanto más te conozco más me gustas! Ahí estamos, cada uno con nuestras neuras, haciendo lo que podemos con ellas!! En todo caso, ya no quiero esconderlas más. Es lo que hay.

Marianooo, pobre, dolor de muelas, eso es terrible! espero que te mejores rápidamente. Los tontos y los vanidosos... pues vaya, tonta no me considero, vanidosa lo he sido y bastante, sin darme cuenta... será que estoy dejando de serlo??

Kitt, ¿transmito energía positiva? qué guay!!! gracias por decírmelo.. y yo que creía que contar mis miserias neuróticas podía dar mal rollo....

Besitos a todos!! sois todos unos soles!!

MonikaMDQ dijo...

Coincido totalmente con kitt en decir que vos transmitís mucha energía positiva! Asi como cuando no estás bien tambien se te nota lo digas o no.
Sucede que la lectura se interpreta según la leemos, luego nuestro cerebro le da el toque existencial de la persona que estamos leyendo, según el recuerdo que tenemos de lecturas anteriores de esa persona en cuestión porque de su escrito, sale parte de escencia y se nota si es cólera, positivismo, maldad, rabia o lo que sea.
No es complicado verdad?
Créelo An, vos transmitís siempre positivo
un beso

MonikaMDQ dijo...

Perdón si lo que escribí resultó confuso. Es muy díficil escribir algo que se siente, sobre todo cuando no todos sienten energía al leer.
otro beso An

Ana dijo...

Te he entendido muy bien Monik, sé lo que quieres decir. Además también creo que transmitimos energía con nuestras palabras y aunque no digamos qué nos pasa, como tú dices, se nota lo que hay en el fondo de esa persona, la esencia que tú dices.
Gracias Monik
Un enorme beso para tí

KITT dijo...

Si q expresas tus neuras, pero siempre das a entender que son cosas normales y que eres capaz de superarlas, y eso no tiene precio...
Un besazo

Ana dijo...

Kitt, supongo que así es, neuras las tenemos todos, cada cual las suyas, es la condición humana. Prefiero sacarlas a la luz, es lo que hay y creo que así es como las puedo superar mejor. La verdad, para mí escribir aquí es terapéutico, mostrarme tal como soy. No creas, a veces me cuesta!!
Otro besazo para tí Kitt